Sunday, April 22, 2007

Vive la resistance

Claro que en el mismisimo momento que se armo el quilombo yo estaba en otro lado arreglando un quilombito. La Rata desparramaba su habitual alegria, y bueno, a veces estas cosas pasan. Tanta alegria quedo plasmada en una mancha de vino tinto sobre la camisita de Jah. Y las vi ahi en situacion junto a la puerta del banio entonces ahi fui al rescate tambien. Nos tenias que ver, al power trio encerradas en un banio ajeno, Jah en corpinio, yo tratando de rescatar lo que quedaba de jabon liquido y fregando con agua, la Rata charlando y charlando y senialando que este es un momento critico del cumpleanios (no, ni en pedo por la mancha, solo que quedan litros de vodka y nada con que mezclarlo y alguien deberia hacerse cargo y bajar al deli y quizas ese alguien seamos nosotras). La camisa de Jah esta casi libre de vino pero ahora esta empapada, mi amiga se ilumina y dice "todas las americanas tienen secador de pelo", y abre una puertita, despues otra, y voila, el secador. Asi toda la escena, seguimos comentando cosas de la fiesta y Jah seca su camisa mientras la Rata y yo sostenemos, una de cada punta. En eso, mientras seguimos hablando de que hay que hacer algo porque la fiesta empezo a decaer, escuchamos que se apaga la musica. Nos sorpendio un final tan abrupto, tipo cuando ibas a la matine y de repente te prendian las luces y adios amigos. Bah, ni siquiera, ahi te avisaban con algun lento o alguna de esas de Wet Wet Wet tipo Julia says o I feel it in my fingers. Aca chau, asi, en el medio de una cancion. Entonces Jah se abrocha la camisa, las tres nos miramos en el espejo, frente a esa imagen (simpatica, pero) decidimos que seguramente estariamos mucho mas lindas en la oscuridad que ahi adentro, asi que salimos. Pero, sorpresa, ya no tanta oscuridad: luces prendidas y ese loft gigante casi vacio. De repente abrimos la puerta de un cuarto y encontramos 20 personas apretadas, el 75% amigos y el 25% restante potenciales amigos, fumando mientras nos cuentan la secuencia de eventos: que entro la policia, que prendio todas las luces, otro agrega que gritaron "this party is over", que se quedaron en la puerta hasta que la gente se fue, algunos decian "seguimos en la fiesta de Brooklyn", otros "hasta maniana" y nosotras... nosotras secando una mancha de vino. Claro que nuestros amigos se metieron en un cuarto hasta que la policia se fue, no esperaba menos. Asi que asi seguimos, mas tranquilos y mas intimos, charlando, tomando, escuchando musica, fumando. Claro que enseguida llegaron cosas para mezclar con el vodka, mas cervezas, y cuatro pizzas. Porque la noche estaba demasiado linda para terminarla asi y ademas, mis amigos no se andan con chiquitas, o vos que te creiste.

2 Comments:

Blogger Uralita said...

y autocomento para senialar que este trabajo matutino de mi novio me agota por demas. Aunque claro, a el mas que a mi, pero como dicen, mal de otro consuelo de tontos. Yo se que el lo padece peor, pero quiero enfocarme en mi sufrimiento, en la pesadilla de ese riiiiiiiing de lunes a lunes. El despertador no nos da tregua. Venceremos.

11:01 AM  
Blogger Ro said...

Suena como una fiesta divertida, che.

9:00 PM  

Post a Comment

<< Home