Wednesday, April 15, 2009

Blackouts

En una epoca habia cortes de luz muy seguido. Me acuerdo de que cada uno iba, encendia su velita, y seguia haciendo lo suyo. Pero, de alguna manera extrana, recuerdo tambien una sensacion de unidad familiar- de golpe habia silencio, no mas radio, no mas tele, las palabras tomaban otro sentido. Un par de horas de otro tipo de interaccion, mas calma, mas intima.
Y en eso volvia la luz, y sentias como el motor de la heladera arrancaba, el reloj del microondas hacia "piiip", y de golpe y como si nada todos volvian a sus sintonias previas. Esa especie de cualidad mistica se rompia y se escuchaban gritos desde la cocina, tratando de tapar el sonido de la tele, la luz lastimaba, los ruidos aturdian, y aunque todos en mi casa parecian aliviados, yo no podia evitar sentir una mezcla de melancolia y decepcion.

Labels: ,

11 Comments:

Blogger Emerre said...

Ja, sip, eran buenos los apagones. Y lo que está más bueno es un balneario de acá que no tiene iluminación llamado Valizas. Todas las noches es apagón y ruido del mar.

3:48 PM  
Blogger Jane said...

Me acuerdo de una vez que se cortó la luz y estaba con amigos en casa y nos pusimos a tocar la guitarra con algunas velas y fue una cosa muy linda. Y la puerta estaba abierta porque los vecinos andaban en la calle un poco más y realmente la oscuridad de la noche y el silencio forzado son buenos para encuentros más cercanos con el otro, en todo sentido.

Un beso!

4:09 PM  
Blogger Romi said...

Me encantó este post =) Beso grande, nena.

4:38 PM  
Anonymous Anonymous said...

Hoy salgo del voyeurismo puro y te comento, porque has descripto exactamente la sensación que yo tenía. Se llamaban "cortes rotativos". Podías leer en el diario cuándo te iban a tocar. Yo que soy más grandecita vivía sola, pero me había armado toda una colección de velas de colores y en esas dos o tres horas sin luz leía y pensaba y escribía mucho más que en todo el resto del día. Y eso que no tenía compu -- casi nadie tenía. Claro que dicho así suena romántico, pero todos puteábamos a lo loco. Increíble eso de que te corten la luz todos los días, programadamente. Bueno, eso es todo. Te mando un saludito.
Laura.

5:06 PM  
Blogger uruguaya said...

en uruguay fue época de restricciones. te cortaban de tal hora a tal hora y la familia ya programaba qué hacer en esos ratos. re lindo. me acuerdo de contar en el colegio al otro día cómo habíamos pasado, jugando a qué juegos, etc.
qué tal la maestría? empezaste?

6:52 PM  
Blogger Imaga said...

hermosa descripcion. ; )

7:41 PM  
Blogger Maggie said...

si, eso: momento de comunión.
y en el campo escuchabas todos los bichos, te daban ganas de salir a mirar las estrellas, y charlar de nada.
después, luz, vértigo, tele, etc.

creo que deberíamos imponenrnos esos apagones de vez en cuando.

3:22 AM  
Blogger Araña Pollito said...

Cada vez que en casa se corta la luz, el encargado de asesinar el momento es mi hermano con la frase "Puh, ahora vamos a tener que CHARLAR"

Espero que lo diga en broma...

(me encantó tu visita a mi blop, no me imaginé que lo leyeras y fué una grata sorpresa)

Un beso!

11:02 AM  
Blogger Uralita said...

emerre: apagon y ruido del mar... no se como explicarte cuanto necesito algo asi.

jane: que buena imagen... yo tambien tengo recuerdos de cortes de luz con amigos, algunos derivaron en algo muy tierno, otros en la degeneracion total, pero siempre me resulto entretenido.

romi: gracias nena! besos.

laura: que bueno que hayas salido a la luz con este post sobre la oscuridad. Es verdad, los cortes de luz eran diferentes antes de internet. Y tambien recuerdo a "los grandes" a las puteadas.

uru: que bueno eos de contar al dia siguiente lo que habian hecho durante el apagon, parece insolito que haya sido algo tan normal y rutinario en algun momento. No, la maestria empieza en septiembre, tengo unas ganas!!!

imaga: mil gracias :)

maggie: eso mismo, bichos, estrellas... tan lindo! abrazote para ud, seniorita.

arania: ja, buenisimo lo de tu hermano. Y si, soy medio fiaca para comentar y ademas nunca entendi la tecnologia esa del google reader o bloglines, sigo haciendo recorrido "manual" de blogs... y a todos por los links de los demas... entonces a veces me cuelgo con alguno y dejo de pasar... y lo redescubro despues de unos meses y es como encontrar algo en el cajon que te olvidaste que tenias pero te encanta. En fin, profundisima la metafora ehhhh. Me pase.

2:07 AM  
Blogger ru said...

describiste perfectamente la sensación que alguna vez tuve cuando se fue la luz... sí, hay algo que se pierde cuando la luz vuelve y uno con esa sensación de ser el único que extraña.

12:20 AM  
Blogger Anahí Flores said...

En la época de los apagones programados yo iba a la primaria, y nos gustaba perdernos en las escaleras de los edificios, que iluminaban sus pasillos con velas (no tenían ventanas en los pasillos). Y, de vez en cuando, las apagábamos sin que nadie se diera cuenta. Ahora jugar a los castillos oscuros sería imposible.

3:03 PM  

Post a Comment

<< Home